ENERGÍA, ¿VERDE?

January 5, 2016

 

 

 

 

Algunas compañías comercializadoras de electricidad ofrecen  lo que se denomina “energía verde”. Comercializan energía 100% limpia de origen exclusivamente renovable. ¿Significa esto que los consumidores pueden escoger que la electricidad que llegue a su casa sea solo la de instalaciones renovables (eólica, solar…)? NO. La electricidad que circula por el sistema es una mezcla de la generada por todas las tecnologías y no se puede diferenciar entre la que sale de una central de carbón, una nuclear o un parque eólico. No obstante, lo que sí pueden garantizar estas comercializadoras es que han adquirido tanta electricidad de origen renovable como la que consumieron sus clientes de “energía verde”, ya que en España está regulado desde 2007.

 

Una de las razones porque los consumidores eligen la “energía verde”, es que el dinero de los ciudadanos vaya realmente a las compañías que promueven las energías más limpias. No obstante, en esto también hay que andarse con ojo. Hay empresas grandes que ofertan “energía verde”,  pero que también comercializan energía de las otras tecnologías. Las comercializadoras de energías verdes, sus beneficios solo van a las renovables. Pero,  

¿es esto cierto? Pues con este sistema se consigue que al final del año el cómputo de energía renovable adquirida sea como mínimo igual a la consumida por los clientes, pero en el día a día, la comercializadora tiene que ir al mercado mayorista (pool) y comprar la electricidad que necesite, aunque no sea renovable (cuando no haya sol o viento). Entonces el dinero sigue yendo a otras energías y sigue siendo el mismo sistema de siempre. ESTA ES LA REALIDAD. No hay que dejar,  que la gente piense que ha contratado algo que no se corresponde con la realidad. Pero, ¿cambia algo realmente en el sistema el que los consumidores contraten “energía verde”. SIN DUDA, ALGO CAMBIA.  Si aumentasen mucho los consumidores que exigen “energía verde”, podría ocurrir que no hubiese producción de renovables para cubrir la demanda y esto obligaría a comprar la energía en otra parte o a aumentar la capacidad de producción en renovables.

Es importante que los consumidores sean cada vez más exigentes con la electricidad. Y quizá este pueda ser a la larga un factor que impulse otras decisiones políticas en el tema energético. No obstante, el efecto real de contratar hoy en día “energía verde” se limita más bien a mejorar la reputación de las empresas o a hacerse sentir mejor a los ciudadanos que quieren mostrar su apoyo a las renovables.

Se supone que una de las pocas formas en las que los consumidores pueden influir en el mercado para que siga aumentando el porcentaje de renovables es eligiendo una comercializadora que venda solo exclusivamente una energía más limpia, que sea más clara y transparente con sus ususarios y que tenga un buen servicio de atención al cliente sin ninguna clase de engaños. El contratar energía verde no es la gran solución, pero es la solución menos mala.

¿Con qué comercializadora tienes contratada tú electricidad? 

 

 

Please reload

Featured Posts

SIN GARANTÍAS

August 17, 2019

1/8
Please reload

Recent Posts

August 17, 2019

August 1, 2017

January 9, 2017